♥ Con Pluma Papel LLC

Diferencia entre cuentacuentos y lectura en voz alta

Por Con Pluma Papel

No cabe duda, leer en voz alta tiene muchos beneficios; en especial, para los más pequeños. Entre los beneficios más conocidos que trae esta actividad se encuentran la adquisición de vocabulario y la capacidad de atender y de retener información. En Con Pluma Papel, fomentamos la lectura en voz alta; por eso, ofrecemos en nuestro catálogo de servicios lecturas en voz alta y cuentacuentos. El ofrecimiento de ambos servicios nos ha traído grandes preguntas, entre ellas: ¿en qué se diferencia el cuentacuentos de la lectura en voz alta?

Leer y contar un cuento son términos que, aunque están relacionados, tienen características MUY diferentes. Según la Real Academia Española, leer es pasar la vista por lo escrito o impreso comprendiendo la significación de los caracteres empleados. Contar, por otro lado, es definido como “referir un suceso verdadero o fabuloso”. Y ahí estriba la diferencia entre estas dos actividades.

La lectura de un cuento se caracteriza por atar al lector a la historia que se está narrando en el libro; por lo tanto, la narración se encuentra limitada a este. Mientras que, en el caso del cuentacuentos, el narrador es libre de interpretar la historia y de modificarla para darle más emoción a la hora de contarla —referirla. Aquí te compartiremos alguna de las diferencias entre estas dos actividades.

 

Diferencias entre la lectura en voz alta y el cuentacuentos

Lectura en Voz Alta:

  • Lectura del texto escrito: La lectura en voz alta implica, tal como su nombre dicta, leer un libro o texto escrito en voz alta para un público, en este caso, niños. El lector sigue el texto tal como está escrito en la página, sin agregar narración adicional ni elementos improvisados.
  • Énfasis en la comprensión y alfabetización: La lectura en voz alta se utiliza, principalmente, para fomentar la alfabetización y la comprensión de la lectura. Su objetivo principal es que los niños escuchen y comprendan la historia y las palabras escritas.
  • Suele ser menos interactiva que el cuentacuentos: A diferencia de los cuentacuentos, la lectura en voz alta no involucra tanta interacción con la audiencia. El lector puede hacer preguntas para verificar la comprensión, pero, generalmente, sigue el texto de una manera fiel.
  • Es utilizada por los maestros en la escuela: La lectura en voz alta es una herramienta común en el salón de clases para introducir a los estudiantes a la literatura y mejorar sus habilidades de lectura.

Cuentacuentos:

  • Narración oral creativa: Un cuentacuentos es un narrador oral que utiliza su creatividad y habilidades para contar una historia de manera vívida y atractiva. Los cuentacuentos suelen improvisar y adaptar la historia según la reacción de la audiencia, lo que les permite involucrar a los niños de una manera interactiva.
  • Uso de gestos y expresiones: Los cuentacuentos a menudo incorporan gestos, expresiones faciales, cambios en la entonación y otros recursos para hacer la historia más entretenida y comprensible para los niños. Esto puede incluir voces de personajes y movimientos corporales. El cuentacuentos aporta expresividad a partir de su propio cuerpo, utilizando los ojos, las manos, la voz o a partir de diferentes materiales, como marionetas o títeres, para captar mejor la atención de los niños.
  • Escenografía y visuales: Algunos cuentacuentos también utilizan elementos visuales como títeres, objetos, o escenografía para enriquecer la experiencia narrativa y mantener el interés de los niños.
  • Participación activa: Los cuentacuentos a menudo animan a los niños a participar activamente en la narración, ya sea haciendo preguntas, respondiendo preguntas o participando en juegos relacionados con la historia.

 

En resumen, la principal diferencia entre el cuentacuentos y la lectura en voz alta es el grado de creatividad y participación activa por parte del narrador. El cuentacuentos tiende a ser más interactivo, creativo y enfocado en la narración oral, mientras que la lectura en voz alta se centra en la lectura de un texto escrito para fomentar la alfabetización y la comprensión en los niños. Ambos enfoques son valiosos en la literatura infantil y pueden utilizarse de manera complementaria para enriquecer la experiencia de lectura de los niños. En Con Pluma Papel, tenemos la lectura en voz alta y/o cuentacuentos que necesitas. Llámanos al (787) 249-0061 o escríbenos a servicios@conplumapapel.com y coordina tu servicio hoy.  

Artículos relevantes

¡Comparte!